27 Mayo
  La

La "descomposición digital": cómo el 38% de los sitios web que existían en 2013 han desaparecido de internet

Un nuevo estudio reafirma uno de los grandes problemas de internet: muchos de los contenidos que aparecen allí desaparecen en pocos meses o años

Internet se está desintegrando constantemente. Lo hace porque millones de sitios y páginas web que estaban disponibles hace un tiempo dejan de estarlo. El fenómeno es conocido, pero no teníamos muchos datos sobre su magnitud. Ahora los tenemos.

La web desaparecida. Un nuevo análisis de Pew Research Center ha permitido conocer la situación de este fenómeno. Según esos datos, el 38% de las páginas web que existían en 2013 no están disponibles hoy en día. El dato es notable, y se compara por ejemplo al 8% de páginas web que han desaparecido desde 2023.

Descomposición digital. Así llaman los responsables del estudio a este fenómeno que es una constante desde que internet se introdujo en nuestras vidas. La creación de sitios y páginas web es constante, pero también lo es su desaparición por todo tipo de causas.

Enlaces rotos por doquier. En Pew Ressearch Center analizaron enlaces que aparecen en los sitios web gubernamentales o en medios de comunicación, así como en las referencias usadas en Wikipedia. Según ese análisis, el 23% de todos los sitios web contienen al menos un enlace roto, es decir, un enlace a una página o sitio web que no existe.

Referencias que no van a ningún lado. Los artículos de Wikipedia están especialmente afectados por este fenómeno, y según el estudio el 54% de estas páginas web continen al menos un enlace roto en sus referencias.

El Twitter desaparecido. El problema también afecta a redes sociales como Twitter. Allí el problema es notable y casi uno de cada cinco tuits (un 18%) ya no están visibles en la red social desde que se publicaron. En el 60% de los casos, la cuenta que creó ese tuit se convirtió en privada, fue suspendida o eliminada del todo. En el otro 40% de los casos, el propietario de la cuenta borró el mensaje aunque la cuenta siguiese existiendo.

Sobre todo para tuits en estos dos idiomas. El problema de los tuits desaparecidos es especialmente frecuente en publicaciones escritas en turco o áreabe. En tan solo tres meses el 40% de esos mensajes han desaparecido, y además "los tuits de cuentas con la configuración de perfil predeterminada son especialmente propensos a desaparecer de la vista pública". explican en el informe.

Los mundos perdidos de internet. La dimensión del problema es colosal, sobre todo a medida que nos alejamos en el tiempo. Poco queda ya de aquella primera internet de finales de los 90, y tenemos el ejemplo en la desaparición de la mítica Geocities. Las plataformas sociales de entonces —Friendster o MySpace, que no contaba con copia de seguridad— también han quedado en el olvido, e incluso servicios como Blogger, el Medium de principios de los 2000, también tienen buena parte de sus contenidos inaccesibles.

Bendito Internet Archive. Frente a esa desaparición se alza la labor de la gran hemeroteca digital de nuestro tiempo. El proyecto, siempre a punto en archive.org, permite consultar no solo contenidos que siguen disponibles hoy en día, sino (sobre todo) muchos que ya no están accesibles en los sitios web en los que fueron creados.

Una tarea inabarcable. La descomposición digital lo es un poco menos gracias a esta iniciativa, pero ni siquiera ellos son capaces de preservarlo todo: el colosal ritmo al que se crean nuevos contenidos en internet hace que esa tarea de crear una "copia de seguridad" online sea prácticamente inabarcable, pero aún así sigue siendo la gran referencia para recuperar páginas web que creíamos perdidas.

Fuente: xataka.com

Esta página web utiliza cookies para analizar de forma anónima y estadística el uso que haces de la web, mejorar los contenidos y tu experiencia de navegación. Para más información accede a la Política de cookies
Las cookies necesarias ayudan a hacer una página web utilizable activando funciones básicas como la navegación en la página y el acceso a áreas seguras de la página web. La página web no puede funcionar adecuadamente sin estas cookies.
Nombre Caducidad Finalidad Proveedor
SL_C*
_ga
_gid
ci_session
Sesión Cookies para el correcto funcionamiento de las operaciones de la página web. Ninguna de estas cookies contiene datos de caracter personal. Propias
cookie_consent 1 año Guarda las preferencias del usuario sobre el consentimiento de cookies. Propias
Las cookies de personalización permiten a la página web recordar información que cambia la forma en que la página se comporta o el aspecto que tiene, como su idioma preferido o la región en la que usted se encuentra.
Nombre Caducidad Finalidad Proveedor
Las cookies de análisis ayudan a los propietarios de páginas web a comprender cómo interactúan los visitantes con las páginas web reuniendo y proporcionando información de forma anónima.
Nombre Caducidad Finalidad Proveedor
_utma 2 años. Genera un id de usuario único, que es el que se utiliza para hacer recuento de cuantas veces visita el sitio un determinado usuario. También registra cuando fue la primera y la última vez que visitó el sitio web. Google
_utmb 30 minutos. Calcula cuando se ha terminado una sesión, registrando la hora de llegada a la página. Google
_utmc Sesión. Comprueba si se debe mantener la sesión abierta o se debe crear una sesión nueva. Google
_utmt 10 minutos. Se utiliza para limitar la velocidad de solicitud del servicio y limitar la recogida de datos en los sitios de alto tráfico. Google
_utmz 6 meses. Registra el origen del usuario, así como las palabras clave. Google
Las cookies publicitarias se utilizan para rastrear a los visitantes en las páginas web. La intención es mostrar anuncios relevantes y atractivos para el usuario individual, y por lo tanto, más valiosos para los editores y terceros anunciantes.
Nombre Caducidad Finalidad Proveedor
Las cookies de afiliados permiten realizar un seguimiento de las visitas procedentes de otras webs, con las que el sitio web establece un contrato de afiliación.
Nombre Caducidad Finalidad Proveedor